ESPACIO PATROCINADO

3 abr. 2016

Vía de la Plata. Etapa 7. Zafra - Villafranca de los Barros



Nuestro km cero de hoy lo situamos junto a la iglesia de la Candelaria. Desde este punto comenzamos por la calle Conde de la Corte, que nos llevará hasta el ayuntamiento de Zafra. Seguimos por la calle Ancha, de frente llegamos hasta el "pilar" más antiguo de Zafra, llamado Pilar del Duque, del siglo XIV.



Continuamos por la calle San Francisco para llegar hasta la carretera N-432. La cruzamos y una losa en el suelo con el grabado del arco de Cáparra, nos indica que continuemos hacia la torre de San Francisco.
La torre campanario, es el único testimonio de lo que fue el antiguo convento franciscano de San Benito, aunque popularmente se le conoce como convento de San Francisco, construido en el segundo tercio del siglo XV.
Desgraciadamente su torre es lo único que sobrevivió al saqueo y destrucción de los franceses en la Guerra de la Independencia.


Una mirada atrás y nos despedimos de Zafra, continuamos en suave ascenso por una pista hacia la Sierra de San Cristóbal. Al llegar al alto (km. 3.3), unas impresionantes vistas nos presenta la población de Los Santos de Maimona, la bajamos por una pista asfaltada hasta la población.



Información:

Entramos en la población por la calle Zafra que nos lleva hasta la Plaza de España, donde se encuentra el Ayuntamiento y la iglesia de Nuestra Señora de los Ángeles, un edificio de estilo gótico-renacentista del siglo XVI. En el interior de la iglesia y en su bóveda se conserva un magnífico fresco, en perfecto estado de conservación, con un Pantocrátor o Dios Creador.

Rodeamos la iglesia por la izquierda, y pasamos junto a la portada del perdón de estilo plateresco. Es considerada la mejor portada Renacentista de esta zona. En ella aparecen esculpidos en piedra el escudo de la Orden de Santiago y el Imperial de Carlos V y la inscripción latina “AVE REGINA CELI DOMINA MUNDI”. La puerta de madera tiene lujosos y artísticos herrajes.


Información:


 


En 1838 la torre de la Iglesia sufre importantísimos desperfectos por la caída de un rayo destruyendo por completo el chapitel de azulejos que la remataba y se reconstruyó de la pobre manera que hoy se ve.

Desde la plaza Teniente Carrasco, continuamos recto por las calles Teniente Blanco Marín y Obispo Luna, con un giro a la izquierda y otro a la derecha llegamos hasta la carretera EX-364. La cruzamos y tomamos la calle Valmoreno, giramos a la izquierda por la calle Maestrazgo y pasamos junto al albergue de peregrinos, continuamos por la calle Arroyo y finalmente salimos de Los Santos de Maimona por una carretera local. La abandonamos a 300 metros, cruzamos por un puente el arroyo Ribera del Robledillo (Km 5,4) para tomar una pista de tierra a mano derecha. Al final de la subida llegamos hasta una pista más ancha. La tomaremos un largo rato por un entorno agradable y solitario, entre campos de cereales, olivos y vides.



Por delante la Sierra de San Jorge, el corazón de la Comarca de Tierra de Barros. Nos encontramos en plena comarca de La Tierra de Barros, la comarca más fértil y próspera de Extremadura.
Recibe su nombre por las especiales características de su tierra arcillosa y rojiza que, transformada en barro y moldeada por las manos de sus artesanos, constituye el medio de vida y costumbre de sus pueblos.
En ella se cultiva uno de los mejores Aceites de Oliva Virgen Extra del mundo. Un producto que posee ya múltiples premios nacionales e internacionales y que da trabajo a miles de personas de esta comarca.

El camino nos lleva hasta un cruce (Km 11,9), recto nos lleva a Villafranca de los Barros, si nos desviamos a la derecha llegaremos hasta el albergue la Almazara, pero desgraciadamente no encontraremos sus puertas abiertas, lleva desde 2011 cerrado y lo que es peor, en un terrible y escandaloso deterioro.

El albergue La Almazara se inauguró en el año 2003 después de haber realizado una inversión de 800.000 euros de fondos Feder para recuperar un antiguo molino de aceite del siglo XVIII. Desde su apertura la Junta de Extremadura lo puso en manos de "varios" hosteleros, pero en noviembre de 2011, el último adjudicatario cerró sus puertas y también "finalizó" el contrato suscrito con el Gobierno de Extremadura. Desde esta fecha el albergue ha permanecido "abandonado a su suerte", sufriendo varios robos y un deterioro progresivo. 



Por delante, un largo tramo de vides y antiquísimos olivos que esperan pacientes para llegar por un camino polvoriento hasta las vias del ferrocarril y la N-630 (Km 14,5). 



Caminamos por el arcén bajo el puente de la autovía, a escasos 150 mts. nos desviamos por un camino a la derecha, luego a la izquierda y con rumbo norte llegamos hasta la rotonda de una carretera (km 18,3). La cruzamos y seguimos rectos para entrar por la calle Caballeras en Villafranca de los Barros (km 18,8). En este punto se encuentra el albergue Las Caballeras, uno de los cuatro alojamientos para peregrinos de la localidad.



Información:

Entramos en el casco urbano de Villafranca por la calle de Zurbarán, continuamos por la calle de Manuel Martínez, calle Gerona y giramos a la izquierda por la calle Larga para entrar en la Plaza de España donde se encuentra la iglesia de Ntra. Sra. del Valle, punto final de nuestra etapa de hoy (km. 19,5).


Información:




Villafranca de los Barros ocupa el centro de una dilatada cuenca de fértil tierra arcillosa. Toda la zona está regada por riachuelos y arroyos, el de Valdequemao atraviesa la población de Sur a Norte.

Sin duda alguna, la Historia del Arte en Villafranca está apoyada en dos importantes pilares que constituyen una interesante aportación al panorama artístico comarcal y regional. Dichos pilares son: la Iglesia Parroquial de Ntra. Señora del Valle, su platería y la ermita de Ntra. Señora de la Coronada.

  Iglesia  de Ntra. Sra. del Valle  
Su componente más significativo es la estilizada torre fachada delantera, en cuyo cuerpo bajo de sillares se abre una preciosa portada de estilo gótico flamígero de transición, la “Puerta del Perdón”, de elaborada traza posiblemente fruto de las reformas de la segunda mitad del siglo XVI.
Otra obra maestra es, sin lugar a dudas, la bóveda que está bajo el coro (sotocoro). Su estilo artístico es el hispano-flamenco o isabelino, característico de una época anterior a la fecha de su realización, a finales del siglo XVI.

Entre sus contenidos sobresale el magnífico retablo Mayor, un valioso ejemplar de la retablística extremeña concluido alrededor de 1.586.


  Ermita de Ntra. Sra. de La Coronada  
Es una de las construcciones religiosas más significativas y queridas de la población. La edificación originaria data del siglo XV pero fue remodelada en el siglo XVIII. La morfología de la ermita es muy variada y se encuentra encalada.




No hay comentarios:

Publicar un comentario